Búsqueda avanzada
Cuando la corrupción deja rastros: la pesquisa como fuente para la historia social
Montserrat y María Inés.
XIV Jornadas Interescuelas/Departamentos de Historia. Departamento de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras. Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza, 2013.
Dirección estable:
Resumen
De los tres mecanismos de control aplicados por el estado español en América para evitar la corrupción, la pesquisa ha resultado el menos estudiado hasta el momento. Se trata de un procedimiento inquisitivo que surge por iniciativa del estado ante la denuncia de hechos delictivos graves. La investigación que lleva adelante el juez pesquisidor da lugar a una gran abundancia de testimonios provenientes de diversos actores. La riqueza de la documentación permite valorar la pesquisa como una fuente de gran valor para el estudio social y la equipara, por su estructura y el tipo de datos con la de las visitas. El presente trabajo se propone partir del análisis de un caso rioplatense de principios del siglo XVIII: la pesquisa al gobernador don Manuel de Velasco y Tejada. Es una indagatoria rica por la cantidad de testigos y demandantes que representan las distintas voces y actores del entramado social de Buenos Aires durante la temprana época colonial. El caso elegido cuenta con documentación extensa tanto en el Archivo General de la Nación como en el Archivo de Indias. Aunque parte de la documentación existente en el primer repositorio es incompleta desde el punto de vista jurídico, su valor reside en los inventarios que se conservan -y que aportan elementos para la vida cotidiana- así como testimonios que brindan datos para la historia social. La peculiaridad del caso reside en que las autoridades peninsulares lo consideraron paradigmático en su lucha contra el contrabando. Esta circunstancia llevó a elegir a un juez que se distinguió por la responsabilidad con la que trabajó y la forma en que impulsó una investigación minuciosa orientada a desarmar una verdadera red de corrupción administrativa que involucró a personas de las más variadas procedencias y perfiles sociales. Los edictos que publicó fueron respondidos por individuos de diferentes ocupaciones: desde hacendados y comerciantes hasta un cocinero o un humilde carpintero. Cada uno de ellos se sintió convocado a denunciar agravios de carácter civil o a reclamar una justicia que les había sido negada. Por este motivo la documentación – en especial los testimonios de testigos y la defensa de los acusados - resulta sumamente locuaz a pesar del tiempo transcurrido sin que haya merecido mayor atención de los historiadores.
Texto completo
Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Para ver una copia de esta licencia, visite http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/deed.es.