Búsqueda avanzada
El Estado de excepción contemporáneo: el ciberespacio como nomos. Una aproximación a la doctrina de seguridad estadounidense en el quinto campo de batalla (2003-2012)
Brenda Ficher - Ciencia Política- UBA.
Florencia Chattah - Ciencia Política- UBA.
X Jornadas de Sociología. Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires, Buenos Aires, 2013.
Dirección estable:
Resumen
En 2003, durante el gobierno de George Bush, se presentó el programa Total Information Awareness (Conocimiento de la totalidad de la información), que fue rechazado por la ciudadanía y el Congreso, por afectar la privacidad de los individuos. Pese a todo, y siguiendo esta línea, a comienzos de 2012 se conoció la construcción del llamado Utah Data Center (Centro de Datos de Utah), por la Agencia Nacional de Seguridad (NSA), cuyas tareas serían interceptar, descifrar, almacenar y analizar la red de comunicaciones mundial. De esta manera, el ciberespacio se presentaría como el quinto campo de batalla que, en clave de Carl Schmitt, puede entenderse como un nomos y como la excepcionalidad, en la cual quien decide es efectivamente el soberano. En contraposición, Walter Benjamin plantea que el estado de excepción es la regla. De esta manera se abre un diálogo entre ambos autores, en donde la tensión entre derecho, soberanía y violencia tienen una importancia fundamental. Por su parte, Giorgio Agamben define al estado de excepción como una zona no determinada entre el adentro y el afuera: la suspensión del orden jurídico no anula el estado excepcional, pero la anomia generada no está absolutamente por fuera de la norma. Esta nueva construcción virtual tiene consecuencias en el desarrollo de los espacios privados y públicos, en términos de Hannah Arendt, y reconfiguran las medidas y posturas adoptadas por los Estados. Además, tal como afirma la autora, las consecuencias de las acciones se desprenden de sus autores y generan un sinfín de otras acciones, imposibles de prever. De modo que las condiciones de los enfrentamientos en este espacio virtual podrían cambiar. Por otro lado, la tríada mencionada por Michel Foucault, saber/verdad-poderderecho, es aquella que enmarca la justificación del discurso ‘verdadero’ propuesto por Estados Unidos y que permite que avance en esa dirección.
Texto completo