Búsqueda avanzada
“Los descamisados o la voz de los sin voz”
Graciela Pozzi - CBC-UBA IIGG FSOC.
IX Jornadas de Sociología. Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires, Buenos Aires, 2011.
Dirección estable:
Resumen
Los “descamisados” fueron actores centrales de las transformaciones que acompañaron el proceso de industrialización liviana y se constituyeron como nueva fuerza de trabajo urbana, innovando el perfil del mundo laboral. Provenían del interior del país, de ahí que se los denominó migrantes internos, se radicaron en las áreas suburbanas o en la periferia de la ciudad, principalmente en la zona sur generando una estrecha identidad entre el lugar de trabajo y el de residencia así como entre las relaciones laborales y los lazos familiares porque era común que la familia trabajara en la misma empresa. No portaban una identidad ligada a lo extranjero, ni otras formas religiosas que no fueran las católicas, tampoco abrazaron el ideario de la revolución y sin embargo concitaron una de las formas más profunda de odio de clase que persistió hasta mucho después de la caída del gobierno peronista. Uno de sus rasgos más interesantes fue que no se consideraban solamente trabajadores sino que se llamaron a sí mismos “el pueblo”, no simplemente población, como dato estadístico, sino que se consideraron el emergente de los que no tenían voz. Cuestión que analizaremos a través de la conceptualización de pueblo construida por Ranciere ya que su rasgo más interesante es que en ella no hay una descripción sociológica de actores precisos sino más bien la idea de una multiplicidad de grupos que constituyen una diversidad antagónica es decir el reclamo de la parte de los sin parte.
Texto completo