Búsqueda avanzada
Emigración checa e imágenes de la Argentina a través de los diarios de viaje de Ferdinand Klindera y Františet Čech-Vyšata (1912-1936)
TENCZER y NORA LETICIA.
XIV Jornadas Interescuelas/Departamentos de Historia. Departamento de Historia de la Facultad de Filosofía y Letras. Universidad Nacional de Cuyo, Mendoza, 2013.
Dirección estable:
Resumen
Resumen Durante la primera mitad del siglo XX creció la cantidad de emigrantes checos en Argentina. Ferdinand Klindera junto con otros expedicionarios checos, contó con el apoyo de la embajada del Imperio Austro-Húngaro para emprender un proyecto de colonización austríaca en la Patagonia. Fruto de las experiencias en Bahía Blanca, Neuquén, Trelew y Rawson, fue una información profunda sobre Argentina para el público checo en el libro de Klindera, Un campesino checo a través de Argentina (1912). Ese mismo año, el Consejo Nacional Checo presentó un folleto, Encuesta sobre la emigración checa, información sumamente interesante acerca de las opiniones de sesenta y un instituciones y personas interesadas en la problemática de la emigración, entre ellos hacendados, representantes de diferentes asociaciones de emigrantes en Europa y América. Las actividades oficiales checoslovacas no fueron la única fuente de información sobre las posibilidades de emigración para la población del país. Ofrecieron sus servicios diferentes agencias checoslovacas y extranjeras, que tuvieron sus servicios sobre todo en Praga. Otros textos fueron publicados por viajeros o una combinación de viajeros y emigrantes que pasaron años en Argentina cambiando los lugares de estancia y los empleos. Estas menciones aparecieron especialmente en los libros de Františet Čech-Vyšata, con el aporte de entrevistas, espezando con los campesinos en Chaco y Misiones, a través de los obreros en la fábrica de locomotoras en Tafí Viejo, los mecánicos en los campos de petróleo de Comodoro Rivadavia o los especialistas en las fábricas de azúcar de Tucumán. En este estudio analizaremos el relato, la imagen y los impresos de Ferdinand Klindera y de Františet Čech-Vyšata, no sólo como una representación de un modo de ver y un modo de ser del observador europeo, sino que además, intentará reflejar la perspectiva de la representación del nativo y del contacto, de los escenarios de los contactos, de los comportamientos relativos al contacto, y de los intercambios a los que éstos dieron lugar.
Texto completo
Creative Commons
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.
Para ver una copia de esta licencia, visite http://creativecommons.org/licenses/by-nc-nd/4.0/deed.es.